Nosotros

Nosotros

Nosotros

¿Por qué Conejo en la Luna?

Cuenta la leyenda que ….Quetzalcóatl, un dios imponente y bueno viajaba por el mundo en forma de hombre, cansado por andar todo un día, noto que su apetito aumentaba, pero siguió en el camino, hasta que las estrellas comenzaron a brillar y la luna se asomo.

El dios, decidió sentarse a la orilla de un árbol, donde contemplo a un conejo.

 -¿Qué estás comiendo?, – le preguntó.

 -Estoy comiendo zacate. ¿Quieres un poco?

-Gracias, pero yo no como zacate.

-¿Qué vas a hacer entonces?

 -Morirme tal vez de hambre y de sed.

 El conejito se acercó a Quetzalcóatl y le dijo;

 -Mira, yo no soy más que un conejito, pero si tienes hambre, cómeme, estoy aquí.

 El dios benevolente y sorprendido por la reacción del conejito le dijo:

 -Tú no serás más que un conejito, pero todo el mundo, para siempre, se ha de acordar de ti.

 Y lo levantó alto, muy alto, hasta la luna, donde quedó estampada la figura del conejo. Después el dios lo bajó a la tierra y le dijo:

 -Ahí tienes tu retrato en luz, para todos los hombres y para todos los tiempos.

 Para nosotros cada una de las mujeres que elaboran y producen los productos diariamente con todo el amor y cuidado para llevarlos a nuestros hogares, son seres que deben ser recordados y estampados como el conejo en la luna.

Nuestra historia

Nuestra historia

Conejo en la Luna es un proyecto que se inició en 2014 con la iniciativa de mujeres con compromiso de servicio y un grupo de mujeres oaxaqueñas, inspirados totalmente en un tema de apoyo a diversas comunidades con el fin de poder distribuir sus productos, para que sigan desarrollando su creatividad,  y al mismo tiempo lograr que en los hogares de las ciudades se puedan consumir diariamente productos artesanales y sanos.

Actualmente Conejo en la Luna apoya a mujeres artesanas que producen alimentos principalmente; sin embargo, también abre su espacio a Artesanos que por generaciones han forjado las tradiciones en nuestro gran México.

Artesanos que con sus manos y corazón dan valor a sus creaciones. Quien teje, pinta, borda, forja, siembra, cuida, hornea; sean niños, jóvenes, adultos, mujeres, hombres, ancianos: todos son el México que se reconoce a través de sus productos, así como el dios Quetzalcoalt reconoció al conejo y le dio el valor a través de los tiempos en el Conejo en la Luna.

Misión

Misión

Nuestra misión es lograr que cualquier Artesano de cualquier parte de nuestro país que tenga el interés de ofrecer sus productos  y, que cuenten con nuestras premisas, serán apoyadas y orientadas para que siga teniendo una forma  digna de percibir ingresos.

Conejo en la Luna acepta a cualquier productora que quiera ofrecer sus productos solo cumpliendo con las siguientes premisas:

 – Que sean productos 100% naturales.

– Que sean 100 % mexicanos.

– Elaborados artesanalmente con materia prima de calidad.

– Que sean productos que NO dañen a nuestro cuerpo.

– Tengan impacto positivo en más de 2 personas en la comunidad.